El whatsap de las madres

Ayer el periódico el mundo publicó esta noticia: http://www.elmundo.es/comunidad-valenciana/2015/03/08/54fc2199268e3ef8508b456e.html aprovechamos para recordar el post publicado el pasado noviembre en nuestro plumier:

Mª José Pelaez: Nos cuentan que las  madres están conectadas al grupo de whatsap de sus hijos para que no se olviden la tarea…… ¿Qué está pasando?

Ramón Oria de Rueda: Lo que llevamos tres años hablando en este programa: padres inmaduros, padres que no asumen la autoridad del profesor ( como no asumen ninguna otra autoridad), padres que antes de serlo no habían visto nunca un niño y desconocen que es normal y que no lo es, padres que sufren a sus hijos, que se adelantan a sus necesidades y que dificultan el trabajo de los maestros.

¿Qué está pasando con whatsap?

Esta pasando que las madres organizan grupos para un cumpleaños, que ese esotro tema, y se convierten en un lugar en el que preguntar que deberes tiene los niños o, peor, en el que criticar a la profes por excesivamente dura, blanda o lo que toque.

Pero el primer problema que genera es que los niños no se responsabilizan de sus deberes porque ya lo hace su madre a través de su grupo de wasap que no para de sonar de 6 a 8 de la tarde.

Las madres se convierten  en ansiolítico de sus hijos, no se vayan a equivocar y no lleven la tarea correspondiente.

¿Has dicho que otro tema es el de los cumpleaños?

Si es otro tema precioso y es que desde la guardería los niños, niños de tres y cuatro años, celebran sus cumpleaños invitando a toda la clase a algún centro infantil, o similar… Teniendo los padres una vida social restringida a las actividades de sus hijos que no van a ser menos que el de al lado. La familia pasa a un segundo plano e invertimos en los amigos de niños de cuatro años.

Sobreprotegemos a los niños, parece claro. Lo qué no parece tan claro es si esto es malo…

Si, les Sobreprotegemos. Y además lo hacemos como si esto fuera un indicador de cuanto les queremos. Oímos reconocer a los padres que sobre protegen pero creen que lo hacen para evitarle un mal a su hijo y no es así. Ningún niño se ha muerto porque le cuestione o le castigue su maestra, y si como siempre decimos no le frustran sus padres y no permiten que le frustré tampoco su profe estamos creando un tirano lleno de derecho y si ningún deber. Un futuro adulto incapaz de frustrase y que busca únicamente su satisfacción, un adulto que desconocerá donde está la felicidad, que sin duda no está en la satisfacción inmediata de nuestros deseos

¿Dices que la sobreprotección hace daño a los hijos?

  Digo más. La sobreprotección llevada al extremo es una forma de maltrato. Maltrato por negligencia que después del abandono es probablemente la peor forma de maltrato.

Una atención que se adelanta a sus necesidades. O les deja experimentar con ellas.

¿Tiene que ver también con los límites de los que hemos hablado en alguna ocasión?

  Si. Los niños necesitan que les pongamos límites, porque de adultos ya nos los pone la vida. Los límites no son para que el niño sepa quien manda, que también, sino para que pueda enfrentarse a ellos.

Si no le permitimos hacer algo, el niño insistirá y si no se lo permitimos, nos pondrá caritas y si no nos contará un rollo, y esto está enseñando estrategias para su vida adulta incluida la experiencia de que a veces la vida es injusta y no nos da aquello por lo que luchamos aunque lo merezcamos.

Esto se puede aplicar a los padres cuando un niño suspende “injustamente”. Es una ocasión estupenda para explicarle que otras veces pasará igual.

 

2 comentarios en “El whatsap de las madres

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *